Guerreros del cielo y la tierra

Guerreros_del_cielo_y_la_tierra

Título: Guerreros del cielo y la tierra
Título original: Tian di ying xiong / Warriors of heaven and earth
País: China y Hong Kong
Estreno en USA: 10/01/2004
Estreno en España: 13/08/2004
Productora: Xi’an Film Studio
Director: Ping He
Guión: Ping He
Reparto: Jiang Wen, Kîchi Nakai, Xueqi Wang, Zhao Wei, Yun Zhou

Sinopsis:

Ambientada en el feroz desierto del Gobi, la historia sigue a dos protagonistas, el teniente Li (Jiang Wen) y el emisario japonés Lai Xi (Nakai Kiichi), ambos guerreros de primera y maestros con la espada. Tras décadas al servicio del emperador chino, Lai Xi desea regresar a Japón, pero en lugar de eso, es enviado al oeste en busca de criminales. Su único pasaporte de vuelta a Japón es capturar y ejecutar al teniente Li, un soldado renegado buscado por liderar un violento motín que provocó al negarse a cumplir la orden de asesinar mujeres y niños prisioneros. Li y Lai Xi pelean, pero finalmente están de acuerdo en posponer su lucha personal hasta que la caravana que lleva a Minzhu y a un monje budista esté a salvo. El monje, sin embargo, lleva una pagoda sagrada y poderosa que atrae la atención del despiadado señor de la región, el maestro An (Wang Xueqi). Lai Xi y el teniente Li acompañan a la ex compañía de soldados, que han abandonado sus pacíficas vidas para volver a su lado, y deben afrontar la crueldad del desierto, los bandidos bárbaros de la región y la brutalidad de los hombres del señor antes de poder enfrentarse entre ellos.

Opinión:

Es un jodido western con espadas. Así de claro. Tiene sus indios, sus duelos al sol, sus asaltos a caravanas o a fortalezas… pero claro, todo ambientado en la China del siglo VIII. Y la película no esta mal, ojo, le cuesta coger ritmo, pero cuando lo pilla, se muestra imparable hasta el final, sobre todo si obvias las bobochorreces sobrenaturales y te quedas con la parte de las hostias, que son cosa fina. Y es que los chinos son únicos a la hora de recrear peleas: Saltos imposibles, movimientos espectaculares, golpes brutales, etc… Y lo que mas me mola de ellos es que son los propios actores, sin necesidad de dobles, los que recrean toda clase de malabarismos.

¡Toma, rufián!

¡Toma, rufián!

La historia en si no es muy allá con el trasfondo del dominio sobre la mítica ruta de la seda, pero hay que quedarse con la fabulosa fotografía que posee el film, plagado de bellos escenarios, y un reparto que cumple a las mil maravillas tanto en las escenas dramáticas como en las luchas coreografiadas.

¡Al asalto!

¡Al asalto!

Sin ser un largometraje extraordinario, cumple y entretiene dejándote un buen sabor de boca. Definitivamente, el cine chino va a mas. Veremos que nos depara en el futuro.

Puntuación:

6 / 10

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: