Sin compromiso

Título: Sin compromiso
Título original: No strings attached
País: USA
Estreno en USA: 21/01/2011
Estreno en España: 25/03/2011
Productora: Paramount Pictures / Cold Spring Pictures / Handsomecharlie Films / Katalyst Films
Director: Ivan Reitman
Guión: Elizabeth Meriwether (basado en una historia de Elizabeth Meriwether y Michael Samonek)
Reparto: Natalie Portman, Ashton Kutcher, Cary Elwes, Kevin Kline, Greta Gerwig, Lake Bell, Olivia Thirlby, Ludacris, Jake M. Johnson, Mindy Kaling, Talia Balsam, Gary David Goldberg, Ophelia Lovibond, Jennifer Irwin, Ben Lawson

Sinopsis:

Emma y Adam deciden prescindir del follón emocional que conlleva una relación y ser simplemente amigos con derecho a roce. Rollo sin cuelgues, sexo sin sustos, coitos sin coste. Sin ataduras, ni mentiras, ni celos, ni achuchones, ni emoticonos, ni desayunos compartidos, sin “te echo de menos”, sin apodos para ciertas partes del cuerpo, sin liarse… en definitiva, sin compromiso. Lo que comienza siendo una solución perfecta para sus necesidades físicas se convierte en algo más peliagudo cuando Adam, sin darse cuenta, lleva sus sentimientos a la cama (y al armario del hospital, al asiento de atrás del coche y a prácticamente cualquier sitio que ofrezca un soporte horizontal). Al final, ambos terminan intentando desatar los lazos que intentaban evitar y esforzándose por responder a una pregunta clave: ¿pueden dos amigos practicar el sexo sin que el amor se interponga?

Opinión:

Producto plano, prefabricado y edulcorado a mas no poder, esta comedia romántica protagonizada por el ínclito Ashton Kutcher – que aquí vuelve una vez mas a hacer sus habituales moñerias para alegría y solaz de las nenas que se pirran por sus huesos – y por una Natalie Portman con el piloto automático puesto es una clara muestra de que este genero es el mas fácil de hacer para las grandes productoras. No exige grandes cantidades de dinero y siempre habrá parejas que paguen para ver las andanzas de dos tortolitos que, por supuesto, acabaran juntos siendo felices y comiendo perdices. Vamos, dinero fácil para la caja.

¿Te meto mano?

Así que lo que nos espera es una película tan previsible como convencional y cuyo nivel de pastelosidad ira subiendo a ojos vista mientras se aproxima su final. Ni siquiera sus secundarios consiguen mejorar el asunto, estando algunos de ellos totalmente desaprovechados (ese Cary Elwes que no abre la boca en toda la función…) o siendo infrautilizados, como el gran Kevin Kline.

Solo faltaba “Sangre Azul” en el CD de música…

Una comedia romántica mas de esas de usar y tirar. Te olvidaras de ella a los diez minutos, palabra del niño Jesús.

Puntuación:

4 / 10

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: